Encontrar pareja por Internet, ¿cuestión de ciencia?

La mayoría de las páginas para encontrar pareja albergan el célebre “test de compatibilidad”; sin embargo, hay algunos métodos más sofisticados que los científicos se encargan de investigar, y que van desde olores y sabores hasta análisis genéticos. Cuanto más sofisticados, más costosos:  encontrar pareja por Internet mueve casi mil millones de dólares anuales en los Estados Unidos.

La química del romanticismo
Los sitios web para encontrar pareja desarrollan distintos métodos para recomendar contactos a sus suscriptores; la razón es reducir las probabilidades de error detectando personalidades compatibles, ya que cuantas más parejas exitosas hayan conseguido formarse a través de ese sitio web, mayor será su prestigio en la red y entre los buscadores de pareja. El instrumento más popular es el test de compatibilidad, pero no es el único. Por ejemplo el sitio web ScientificMatch se dedica a unir parejas en base a una “química del romanticismo”, una atracción basada en los olores. El sitio web solicita a los suscriptores  muestras de saliva y proporciona también un estudio genético. Otro sitio se dedica a unir parejas en base a un cuestionario que valora el temperamento, con rasgos como audacia, determinación o empatía.

La química del cerebro
Otro sitio web proporciona a sus usuarios un cuestionario detallado que permite unir parejas en base a la química del cerebro. Está dirigido especialmente a personas que no tienen apuro en establecer una primera cita sino que prefieren tener más información acerca de la otra persona antes de seguir adelante. Estos sitios brindan información más detallada, como rasgos genéticos, carácter, estado de salud, educación y antecedentes familiares. La mayoría de las personas sabe que la pareja perfecta no existe y que hay que dejar las fantasías de lado, pero en realidad, quienes buscan pareja por Internet, si bien son concientes de que “pareja ideal” es bastante improbable, tratan de minimizar los factores que provocan el desencuentro.

Los incrédulos de siempre
Otros usuarios han opinado que este tipo de estudios no tienen respaldo científico serio, y que nunca se ha podido demostrar que utilizando modelos de personalidad o modelos “ipsativos” o “autoproclamados”, basados en cuatro o cinco estilos de comportamiento, se formen parejas en Internet con más posibilidades de éxito que si se buscaran por sí mismas o se encontraran por casualidad. Por ejemplo, se menciona el famoso test de personalidad 16PF5, según el cual sólo se pueden encontrar tres o cuatro personas compatibles entre cien mil encuestadas.  Más allá de estudios y análisis, lo importante es ser pacientes, tener buen humor y estar dispuestos a pasar buenos momentos con las personas que se conozcan a través del sitio web.  Después del “flechazo” y para que el enamoramiento se convierta en amor verdadero, hay un largo camino por recorrer.  Por supuesto, en pareja.

 

Recent Posts

Recent Comments

Archives

Categories

Meta

admin Written by: